Cómo averiguar tu talla de sillín adecuada

Nos pasamos horas sentados sobre él y quizá no le prestamos la atención que deberíamos. El sillín de la bici no para de evolucionar y las diferentes tallas han llegado, para salvarnos literalmente nuestro cul*…

Cómo averiguar tu talla de sillín adecuada
Autor Maillot Alberto Álvarez / J. Daniel Hernández
Autor de la foto
Archivo / Cervélo

Fecha de la noticia07/03/2021


Horas y horas a la semana. Días al mes. Semanas al año. Nos pasamos gran parte de nuestra vida sentados en un componente de apenas 200 gramos de peso, que es en parte causante del disfrute encima de la bici, o en otras ocasiones de parte del sufrimiento. Elegir la talla adecuada es fundamental para durante que esas horas de pedaleo, el sillín no sea un enemigo, sino un aliado. En Mailllot Mag te damos unos cuantos consejos para que encuentres con facilidad tu talla perfecta de sillín.

Conoce el ancho de tus isquiones

Con este nombre tan exótico, los isquiones son los huesos de la parte baja de la cadera, y estos se encuentran situados debajo del ilion, que es el hueso que forma la parte superior de la pelvis. Al sentarnos sobre el sillín, apoyamos las crestas de los huesos isquiones que son el punto de presión sobre el sillín, presión que se acentúa al rotar ligeramente la cadera hacia delante para inclinarnos sobre el manillar. Evidentemente un buen sillín, tendrá la zona de mayor acolchado justo en este punto. Pero hay que saber acertar con su anchura.

Sillín Cadix de Giant

La anchura es la que determina la talla real del sillín. Y el factor, junto a su diseño, que determina si es nuestro sillín o si nos va a provocar dolores. Vaya por delante que pensar que cuanto más ancho sea un sillín, más cómodo nos va a resultar es el mayor error que podemos cometer a la hora de elegir uno. Lo mismo es para el acolchado. Más no implica mejor, con lo que olvidaros de fundas de gel y similar. Conociendo el ancho de sillín que necesitas, después podrás elegir el acolchado que se adapte a tus necesidades.

La medida necesaria para elegir tu sillín

El apoyo de los isquiones y la distancia que existe entre ambos huesos, determinan la talla de sillín que vamos a necesitar. Para conocer esa distancia, lo ideal es que podamos hacer un estudio biomecánico, donde te darán todos los números y distancias clave, no solo para el ancho del sillín, sino también para la colocación y altura del mismo con respecto al pedalier y potencia y su inclinación.

Buscando la medida de un sillín en un estudio de biomecánica

Si no puedes hacer un estudio biomecánico, tienes dos opciones; por un lado, pasarte por tu tienda especializada, donde suelen tener unas plantillas de apoyo que, tras sentarte en ellas, te dicen la distancia que necesitas. La otra, la puedes hacer en casa de un modo más casero. Busca un trozo de cartón de embalaje del tamaño de un A4, del que tiene una forma ondulada entre las dos capas de cartón (cartón ondulado o corrugado). Si ves que es muy fino puede poner dos o tres capas. En una silla o taburete, sitúa el cartón y siéntate con un pantalón fino o similar, que permita dejar la forma del apoyo de los huesos marcada sobre el cartón. Sitúa tus piernas un poco elevadas, simulando la posición sobre el sillín. Verás que quedan marcados como dos círculos donde el cartón está ‘aplastado’. Esos son los puntos de apoyo. Mide con una regla la distancia entre los centros de ambos círculos y ya tendrás la primera referencia para saber tu talla.

Así aplicas la medida del apoyo de tus isquiones

A la distancia entre los centros de ambas crestas, hay que sumarle 2 cm para encontrar el ancho del sillín adecuado. De este modo, si la distancia entre ambas crestas es inferior a 100 mm, debemos buscar un sillín que no mida más de 130 mm de ancho. Si está entre 100 y 130 mm, entonces la talla adecuada será de 140-145 mm. Y si es superior a 130 mm, entonces tendremos que buscar un sillín de más de 150 mm.

Gráfico de la distancia de los isquiones

Los sillines suelen estar disponibles, dependiendo la marca, en varias medidas de ancho (normalmente al menos dos). Lo habitual es que los encontremos en un rango entre 130 y 155 mm los masculinos, mientras que los femeninos sean entre 134 y 170 mm.

Ten en cuenta que el ancho del apoyo, a veces dependerá del ancho de la cadera y otras veces en absoluto. Puedes tener unas caderas muy anchas y un apoyo muy estrecho y viceversa. Por eso averiguar la talla correcta hay que hacerlo con precisión y nunca ‘a ojo’. Las mujeres suelen tener un ancho de caderas mayor, pero no tienen el apoyo externo de la zona genital como los hombres, con lo que la principal diferencia en un sillín masculino de uno femenino, es que este último será de media, unos 2 cm más ancho y 1 cm más corto.

La distancia, el primer punto de partida

Con la distancia clara del ancho de sillín que necesitas, el siguiente paso es encontrar el adecuado y aquí hay muchos factores. El largo es uno de ellos, ya que puedes tener sillines de entre 24 y 28 cm de largo, pero la tendencia es a hacerlos más cortos, con un apoyo más ancho en la punta.

Otro aspecto es que, algunos sillines incluyen una hendidura (o directamente apertura) en su canal central para aliviar la presión sobre la zona perineal o prostática. Con este canal se alivia mucho la presión sobre el perineo, pero su uso no tiene por qué ser obligatorio ni exclusivo para hombres, ya que las mujeres también sufren molestias y pueden encontrar solución con estos sillines.

Sillín de la marca PRO

El acolchado también es muy importante porque puede que encuentres el ancho adecuado, pero si no tienes el acolchado que necesitas puedes notar mucha presión y dolor. Cuando más acolchado, más peso, pero también para muchos usuarios, más confort. Además del acolchado, la propia estructura del sillín tiene mucho que ver, no solo por su ligereza, sino también por su capacidad de flexión. Por eso los modelos altos de gama suelen venir con estructura de carbono, diseñada específicamente para obtener el grado de flexión deseado.

El tema de los sillines es muy extenso, porque hay usuarios que les vale cualquier sillín y no notan nunca molestias y otros que se pasan la vida cambiando de sillín, buscando el modelo perfecto. Hay marcas como PRO o Specialized que tienen una herramienta online para ayudarte a seleccionar el sillín, algo que puede ser un buen punto de partida. En MTBpro también hemos desarrollado el tema de las tallas de los sillines donde te damos una información muy equiparable aunque se trate de mountain bike.

x