Nuevas medidas UCI para 2018 y sus posibles consecuencias

Finalmente la UCI ha aprobado la reducción del número de profesionales en las carreras WorldTour que llevaban planeando unos años los organizadores. Tomada en aras de la seguridad, hay otras consecuencias que tendrá esta medida.

Nuevas medidas UCI para 2018 y sus posibles consecuencias
Autor Maillot J. Daniel Hernández
Autor de la foto Archivo

Fecha de la noticia21/09/2017


La UCI ha dado a conocer recientemente sus nuevas medidas de cara a las competiciones profesionales de 2018. Continuando con las ya tomadas hace poco más de un año, en las que trataban de recortar y mejorar la presencia de vehículos en carrera, así como pautar las exigencias mínimas en los últimos 1,5 km de los recorridos para mejorar la seguridad, la más controvertida es la reducción del pelotón en las carreras World Tour a 176 corredores.

Es decir, que cada equipo contará a partir del año que viene con 8 ciclistas, en lugar de 9, en la línea de salida de las Grandes Vueltas y con 7 en el resto de pruebas. En el ciclismo femenino sucede lo mismo, ya que el número de ciclistas por equipo se reduce a 6 en las carreras de un día y 7 en las de varias etapas.

Motivos y posibles consecuencias

Antes de continuar hay que señalar que aunque la medida la acaba de aprobar la UCI, ya llevaba un tiempo rondando por el pelotón, dado que los tres grandes organizadores de las pruebas ciclistas: A.S.O.-Unipublic, RCS Sports y Flanders Classics, la pusieron sobre la mesa por primera vez en noviembre de 2016.

Nuevas medidas UCI para 2018 y sus posibles consecuencias

Pese a una reticencia inicial de la UCI, más que nada para quitarle autoridad a los organizadores, finalmente el máximo organismo del ciclismo la ha aprobado esgrimiendo un motivo principal para adoptarla, el mismo que dijeron en su día los organizadores de las 3 Grandes Vueltas (A.S.O.-Unipublic el Tour y la Vuelta y RCS el Giro) y la mayoría de las clásicas europeas (como el Tour de Flandes o la Gante-Wevelgen de Flanders Classics), la seguridad de los propios ciclistas en las carreras.

Se parte de la base de que muchas de las caídas masivas que se provocan en los primeros días de las Grandes Vueltas se deben a la gran cantidad de corredores que circulan en el pelotón. También de las dificultades que se generan cuando los grandes grupos llegan a carreteras pequeñas y estrechas como las que suben las grandes cimas o las zonas de pavés de Centroeuropa. Y aunque supone una reducción drástica (de 198 a 176 corredores) el número sigue siendo lo suficientemente amplio como para que no tenga tanta incidencia.

Nuevas medidas UCI para 2018 y sus posibles consecuencias

Por otro lado, esta medida, bautizada como “anti-Sky” por algunas voces del sector, pretende evitar que los equipos de mayor presupuesto tengan un control absoluto de las carreras. Sin embargo, igual que el equipo del líder tendrá un corredor menos para ejercer dicho control, el resto de equipos también se verán en inferioridad para atacar.

Existe otro punto de vista sobre las consecuencias futuras y es que con menos corredores en las competiciones, los equipos necesitarán contar con menos fichas, así que posiblemente veamos muchos profesionales que se quedan sin equipo, incluso sin poder encontrar hueco en categorías inferiores. Y no sólo ciclistas, también se reducirá el número de personal que les acompaña (mecánicos, fisios, auxiliares, etc.).

Nuevas medidas UCI para 2018 y sus posibles consecuencias

Para contrarrestar este punto de vista, tanto los organizadores en su día como la UCI ahora, afirman que el calendario UCI WorldTour, cada vez más extenso y con más pruebas de alto coeficiente, los equipos deben seguir contando con el mismo personal para afrontarlo con garantías.

Quien posiblemente también se verá perjudicado por esta medida son los empleos generados alrededor de las Grandes Vueltas, ya que, aunque no mucho, bajará el número de habitaciones necesarias por hotel y el material y otros artículos (desde agua hasta material médico) que consume el pelotón profesional.

Medidas aprobadas en MTB y otras disciplinas

En el comunicado que emitió la UCI se reflejaban otras medidas que se han aprobado y que sí parecen más beneficiosas, aunque algunas no están exentas de controversia. Un ejemplo de las buenas noticias es el incremento de los premios en los Campeonatos del Mundo UCI de Mountain Bike y en la Copa del Mundo (de 6.000 a 10.000 € en el Mundial y de 3.950 a 6.500 € en la World Cup).

Nuevas medidas UCI para 2018 y sus posibles consecuencias

Otra de las medidas es la creación de una carrera de recorrido corto (XCC – Cross Country Short Track Race) antes de las pruebas de la Copa del Mundo MTB para definir las dos primeras líneas de la parrilla. Esta carrera, de 20 minutos de duración, tendrá lugar en un circuito estrecho y corto, de entre 1 y 1,5 km de largo, con salida y llegada en el mismo punto que el circuito XCO. Con esta carrera corta se pretende simular el estilo de hacer la parrilla de las competiciones de motor y lograr mayor atractivo y audiencia durante todo el fin de semana.

x